martes, 25 de mayo de 2010

El ABC de una dieta saludable

Mucho se habla de los alimentos: que cuáles consumir, cuáles evitar o ingerir en menores cantidades, cuáles son nutritivos y cuáles “vacíos”, o también cuál es la ración adecuada a consumir cada día.

Sabemos que llevar una dieta equilibrada, tanto a nivel de nutrientes como de aporte calórico muchas veces es difícil, sea por los horarios del trabajo o de estudio, por los niños que nos demandan su tiempo, o sea solo por vagancia o desidia propia.

Por todo esto, y para facilitarte un poco la decisión de qué consumir y qué reducir, te detallo a continuación un listado con los componentes que debes considerar siempre incluir para lograr una dieta rica en nutrientes y saludable -siempre es bueno recordarlo-:
*Legumbres: Son fuente importante de proteínas, vitaminas B, fibra y minerales. Además, poseen bajo contenido de grasas. Puedes comprarlas secas, remojarlas y cocinarlas como corresponde, o bien, comprarlas ya cocidas en lata.

*Frutas y verduras: Excelente fuente de vitaminas, minerales y fibra, por lo que ayudan además a prevenir enfermedades. Procura comprar siempre las más frescas. Con respecto a las frutas, no olvides que las cítricas, los kiwis y las frutillas contienen vitamina C. Y todas aquéllas frutas y verduras amarillas y anaranjadas –limones, duraznos, zanahorias, etc.- son ricos en beta caroteno (que ayuda a conservar la salud a largo plazo y a “retrasar” el envejecimiento). Además, estos alimentos no contienen prácticamente grasas, y por lo general, su contenido calórico también es reducido. Conviene consumir, por lo menos, medio kilo de cada grupo: de frutas, y de verduras.

Para conservar y aprovechar las vitaminas de las verduras puedes ver en la siguiente entrada varios consejos

*Alimentos con almidón: Estos son el arroz, las papas, el pan, los cereales y las pastas. Todos son una buena fuente de energía y proveen de vitaminas, minerales y fibras: no olvides incluir las variedades integrales del pan y el arroz.

*Pescados: Contienen proteínas, vitaminas y minerales. Los pescados grasos, como el salmón y la sardina, tienen además sustancias que protegen el corazón.

*Carnes y aves: Las carnes rojas aportan proteínas, hierro, vitaminas B y minerales. De cualquier manera, conviene ingerirlas en pequeñas cantidades, y elegir siempre las más magras, ya que, por lo general, contienen grasa saturada -el pollo sin piel puede ser una opción reducida en este tipo de grasas-.

*Productos lácteos, quesos, huevos, frutas secas, mantecas y semillas: Si bien son nutritivos tienen alto porcentaje de grasas, por lo que conviene usarlos en pocas cantidades. Por ello, es mejor optar siempre por leches, yogures y quesos descremados, que si bien su valor nutritivo se mantiene intacto su cantidad de grasas es menor. Son fuente primordial de calcio, proteínas y vitaminas B. Los huevos también contienen vitaminas A y B. Por su parte, las manteca y margarinas, A y D.

*Aceites vegetales: Son ideales para cocinar y aderezar ya que contienen pocas grasas saturadas –salvo los de coco y de palma-.

1 comentarios:

Nicole dijo...

Hola...

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario!

ADVERTENCIA

Nadie hace nada de lo que no este seguro! Yo no incito a nadie a pertenecer a mi mundo.
Este es un blog Pro ana y Pro mia este medio nos ayudara a compartir opiniones dietas ejercicios tips ect... Es por eso que te pido que me respetes, tal cual forma te respeto yo advirtiendote dos veces, que leas o no, es tu responsabilidad.

Desde ya muchas gracias y te pido porfavor que si no te gusta lo que ves aca te retires de la misma manera que entraste presionando el siguiente boton (X)

¿De que modo te gustaria modelar tu cuerpo?

¿Que te parece mi blog?

 

©2009 Vida sana | by TNB